683 160 676 Cuesta Portugueses, 6 (Junto a la calle Comercio)

Toledo con niños; Lugares imprescindibles que visitar

A la hora de acercarnos a conocer Toledo con niños, lo primero que pensamos es: ¿Qué puedo hacer para que les resulte atractivo y, al mismo tiempo, disfrutemos todos en familia?

Podemos pensar que acercarnos a una ciudad histórica, con tanta oferta cultural y de ocio, puede ser complicado hacerlo acompañado de niños.

Toledo ofrece multitud de actividades para disfrutar en familia, y lo que seguro no puedes perderte, para un primer acercamiento a la misma, es realizar una visita guiada Free Tour realizada por un Guía Oficial de Turismo.

Una visita guiada de 1:30h de duración que, para nada, se hace pesada y que ha recibido muy buenas críticas de familias que han venido acompañadas por sus hijos y que, éstos, también han disfrutado.

No es la típica visita densa, cargada de datos… sino que te permite conocer la ciudad imperial y sus principales atractivos turísticos, al mismo tiempo que vamos por zonas más desconocidas.

Te ayudará a ubicarte y no perderás el tiempo yendo a lugares aburridos, o dando caminatas sin sentido por Toledo.

Es verdad que podemos pensar que, ir a Toledo con carrito de bebe (si el niño es pequeño), puede ser muy incómodo por su fama con las cuestas pero… ¡No todo son cuestas!

En el principal eje turístico de la ciudad, entre Zocodover y la judería, encontrarás muy pocas. Además, poco a poco, la ciudad de las tres culturas se está convirtiendo en una ciudad muy accesible.

Visita la catedral con tus hijos

Aprovecha para conocer los principales monumentos que impresionarán a tus niños: la Catedral, de obligada visita, te dejará sin palabras.

Cuenta, además, con un audiovisual muy atractivo para conocer de una manera amena y didáctica, la historia de la Catedral y cómo se construyó.

Las torres Jesuitas

Otra visita que recomendamos es la Iglesia de los Jesuitas, ya que podrás subir a sus altas torres y ver una de las mejores vistas de la ciudad.

A los niños les encanta el poderse moverse entre las torres, por las pasarelas, al tiempo que disfrutan de una panorámica de la misma. ¡En este lugar os podréis hacer una de las mejores fotos!

¿Comemos?

Tras una mañana de ajetreo, toca reponer fuerzas, y en Toledo encontrarás una gran oferta gastronómica, con menús de todo tipo, pero sobre todo a precios económicos y familiares, por ejemplo, en el restaurante Los Palacios, muy cerca de la Catedral y de las Termas Romanas.

Tendrás menús especiales diarios por 7,95€. También podrás tapear por la zona que se encuentra próxima al Museo de Santa Cruz: la calle Santa Fe. Ahí encontrarás locales como “El Trébol”, “la Tabernita”, el “Cuchara de Palo”… también muy bien de precio y con variedad.

Visitar Toledo en Familia

El tren turístico de Toledo

Uno de los momentos más complicados viene al caer la tarde donde, el cansancio, ya se va notando en nuestros peques.

Aprovecha para montar en el Tren Turístico que sale desde la Plaza de Zocodover. Ahí, en un lateral de la plaza, encontrarás la taquilla.

A los niños les suele encantar montar en el tren, que ofrecerá un atractivo recorrido por el exterior de Toledo, por su principal mirador, el mirador del Valle, desde donde podrás hacer una de las mejores fotos panorámicas de la ciudad.

Un recorrido muy entretenido que a los peques les encantará. Además te darán unos auriculares para que vayas escuchando la narración histórica de los diferentes lugares por donde se va pasando.

Autobús Turístico CitySightseeing

También disponéis del autobús turístico CitySightseeing, que también recorrerá el mirador del Valle, además de tener la posibilidad de bajarte y volverte a subir dentro de las diferentes paradas que dispone por la ciudad… (En Zocodover encontrarás su punto de venta).

Los subterráneos

En horario de tarde, también, encontrarás visitas guiadas que a los niños les encanta y entretiene, una de las que está ahora más de moda es “Subterráneos de Toledo”, donde nos metemos a conocer espacios patrimoniales bajo las casas y calles de Toledo.

Baños árabes, termas romanas, aljibes, casas judías… Algo que sólo se puede hacer con un guía oficial de turismo.

Además, los niños tienen que conocer la famosa historia del “Hombre de Palo” y aquí, en esta ruta… se la contaremos con todo detalle.

La tirolina más grande de Europa

Pero si buscáis adrenalina, aventura y entretenimiento, en Toledo tenemos la tirolina urbana más grande de Europa.

Está ubicada en el Puente San Martín, y ofrece una experiencia inolvidable.

Volarás sobre el río Tajo al mismo tiempo que contemplas una de las mejores vistas del Puente San Martín y del Monasterio de San Juan de los Reyes.

La senda ecológica

De hecho, ya que estáis por la tirolina, os aconsejamos que bajéis bajo el Puente San Martín desde donde arranca la senda ecológica.

Un agradable paseo por la ribera del río Tajo entre árboles, sombras, patos… A tu paso encontraréis restos de antiguos molinos de agua.

La senda viene a terminar en el otro puente, El Puente de Alcántara desde donde, a dos minutos, encontraréis las escaleras mecánicas que os volverán a dejar en la plaza de Zocodover.

Un paseo muy agradable en el que disfrutaréis del silencio y del sonido del río.

Caballeros y Espadas Toledanas

Si hay algo que a los niños les llama también la atención son las espadas, sentirse princesa o príncipe por un día, blandiendo esta magnífica arma.

El acero toledano es famoso en el mundo entero, por lo que os recomendamos que visitéis el taller de espadas Zamorano.

Allí podréis ver cómo se hacen, algo que encantará los niños, mientras que, en las diferentes tiendas de damasquinados, encontraréis a maestros trabajando este arte que fascina.

En definitiva, visitar Toledo con niños puede resultar de lo más agradable y familiar. Son muchas las ofertas que encontraremos que harán disfrutar a nuestros peques.

Dejar un comentario

Artículos Recientes

Comentarios recientes